Ver más artículos

Las proteínas son uno de los componentes más importantes para nuestro cuerpo, pues se encuentran en todas las células y participan en la formación de órganos, en el cerebro, glándulas, nervios, hormonas y enzimas. Son el nutriente básico, el material de construcción que forma la estructura de nuestro organismo.
Existen diferentes necesidades diarias y en base a ello debemos consumir las cantidades de proteínas diarias. Algunos beneficios del consumo de proteína lo son:
  1. Renuevan y reparan los tejidos en el cuerpo humano, como la piel y el pelo.
  2. Regulan el calor corporal, produciendo a su vez energía para el cuerpo.
  3. Su carencia produce daños en el sistema inmunológico, problemas de crecimiento o alteraciones intelectuales en los niños y en el caso de embarazadas, la deficiencia de proteínas se refleja en el desarrollo del feto.
  4. Mantiene sensación de saciedad por tiempo más prolongado.  Debido a que las proteínas son moléculas complejas el organismo tarda más tiempo en procesarlas. Por lo tanto, es una fuente de energía de consumo más lento y de más larga duración que los carbohidratos.
  5. Una dieta baja en carbohidratos y alta en proteínas ayuda en la pérdida de peso. Cuando reducimos la ingesta de carbohidratos, el cuerpo comienza a quemar grasa, proporcionando energía y las proteínas van reforzando nuestra masa muscular.
Al momento de buscar alternativas de alimentos ricos en proteínas estas pueden ser de origen animal, como huevos, carnes, pescados y productos lácteos, o de origen vegetal, como frutos secos, legumbres y cereales.
Meriendas altas en proteína
Consumir alimentos altos en proteína como parte de nuestras meriendas, aporta a nuestro organismo nutrientes, como antioxidantes, vitaminas y en algunas variantes también aporta calcio. Lo recomendado es merendar hasta tres veces al día.
Algunas de las alternativas de meriendas altas en proteína lo son la mantequilla de maní, quesos y el yogurt griego. Este último, al ser más concentrado que el yogurt regular, nos aporta más gramos de proteínas por porción, nos da saciedad y llenura y es además una buena fuente de calcio y vitamina D. Asimismo, los cultivos vivos en los yogures griegos, como en el Yoplait Greek 100 Protein, ayudan al sistema digestivo.
Por: Lic. Liza Díaz
Nutricionista y consultora de bienestar para General Mills