Beneficios de la Quiropráctica en el embarazo

Beneficios de la Quiropráctica en el embarazo

Durante el embarazo, todas las mujeres experimentan muchos cambios en su cuerpo, interior y exteriormente. Existen muchas molestias como dolor en la espalda, caderas, adormecimiento de las manos y hasta dolor que baja por las piernas que las hacen sentir muy incómodas durante el embarazo. Es muy importante que las embarazadas tengan conocimiento de porque su cuerpo sufre estos cambios y como la quiropráctica las puede ayudar a sentirse mejor durante el embarazo y a tener un mejor alumbramiento.
Para brindar tranquilidad a las mamás sobre la quiropráctica y el embarazo, varios estudios han concluido que el cuidado quiropráctico durante el embarazo es seguro y efectivo. La quiropráctica envuelve el arte y la ciencia de ajustar la columna vertebral y corregir el mal alineamiento de las vértebras que puede causar disfunción biomecánica, desbalances musculares, dolor y molestias.
Durante el embarazo, hay varios cambios fisiológicos y hormonales que ocurren durante la preparación para crear el ambiente para que el bebé dentro del vientre se desarrolle. Cambios como: el crecimiento del abdomen, cambios pélvicos y cambios en postura, resultan en mal alineamiento de la columna y por esa razón comienzan a sentir esos dolores y molestias. Durante el embarazo se debe limitar lo más posible los medicamentos químicos, es por esta razón que hoy en día muchos ginecólogos y parteras envían a sus pacientes al quiropráctico.
Cuando la pelvis está desalineada puede reducir el espacio disponible para el bebé en crecimiento. Esto le hace muy difícil al bebé el colocarse en la posición ideal para el momento del alumbramiento, afectando la habilidad de mamá para tener un alumbramiento natural no invasivo.
¿Cuales son los beneficios de la quiropráctica durante el embarazo?
  • Ayuda a tener un embarazo más saludable y cómodo para mamá y bebé
  • Alivia el dolor de cuello y espalda
  • Reduce el tiempo de labor y parto
  • Ayuda con el adormecimiento de las manos
  • Podría ayudar a prevenir una cesárea.

 

Una de las técnicas más utilizadas por los quiroprácticos, para ayudar a los bebés que no están en posición adecuada para el alumbramiento es la Técnica Webster. La Técnica Webster es un ajuste quiropráctico que ayuda a alinear la pelvis con la manipulación de los músculos y ligamentos del área pélvica y abdominal, así ayudando a proveer alivio a la presión intrauterina y le permite al bebé moverse libremente. Esta técnica se recomienda tan pronto tenga conocimiento de que su bebé no está en la posición adecuada para el alumbramiento.
Todos los quiroprácticos están capacitados para proveer tratamiento quiropráctico a las mujeres embarazadas. Es recomendable que cuando llames al quiropráctico preguntes de antemano si el doctor trabaja la Técnica de Ajuste Webster.
En mi práctica y en mi vida personal, a través de mis pacientes y esposa; he podido experimentar como la quiropráctica ha sido de gran beneficio para las mujeres embarazadas viviendo partos naturales.

 

Por: Dr. Gabriel Rojas
Quiropráctico

Share this post